Por un medicamento, embargan a Osecac por más de un millón de dólares

Osecac

Es en el marco de un amparo presentado por la mamá de dos nenes entrerrianos diagnosticados con atrofia muscular espinal y a quienes su médica tratante les prescribió una medicación que la obra social se negó cubrir.

La Justicia Federal de Paraná ordenó el embargo de las cuentas de la Obra Social de Empleados de Comercio y Actividades Civiles (Osecac) en un importe superior al millón de dólares en el marco de un amparo presentado por la mamá de dos nenes de la zona rural de Hasenkamp, diagnosticados con atrofia muscular espinal y a quienes su médica tratante les prescribió una medicación que la obra social se negó cubrir.

Se trata del medicamento Nusinersen (Spinraza) 12 mg/5ml, recetado por la neuróloga infantil Lilia Edith Mesa. Nancy Mercedes Facttor, la mamá de los dos gemelos de 12 años, inició en noviembre la tramitación en la Osecac y pidió cobertura del 100% para la aplicación de 8 dosis. La medicación entonces tenía un costo de 1,1 millones de dólares. Con el argumento del excesivo costo y el riesgo de afectación a la cobertura del resto de los afiliados, Osecac se negó a esa cobertura.

El 7 de diciembre, y con asesoramiento del abogado Álvaro Kisser, presentó un amparo en la Justicia Federal. El titular del Juzgado Federal N° 2 de Paraná, Daniel Edgardo Alonso, acogió favorablemente el reclamo: el 4 de febrero último el magistrado dictó una sentencia y obligó a la obra social a dar cobertura en un 100%. Osecac no apeló la sentencia por lo cual la resolución de Alonso quedó firme. Pero a pesar de las sucesivas peticiones, no accedió a comprar la medicación.

Fue así que a través del abogado Kisser se recurrió de nuevo a la Justicia y se pidió al juez que trabe un embargo sobre las cuentas de la obra social. La resolución fue acudir al Banco Central de la República Argentina (BCRA): se pidió el embargo de todas las cuentas de Osecac en el sistema bancario hasta cubrir la suma de 1,2 millones de dólares. Recién tras esa medida, y luego de sucesivas solicitudes de la obra social para que se deje sin efecto el embargo, Oscec comunicó este miércoles 11 que accedía a adquirir la medicación.

E informó en la Justicia Federal que los dos chicos con atrofia muscular espinal recibirán la primera aplicación de la medicación el próximo 22 de septiembre. Aunque según dijo el abogado Kisser, el embargo se mantendrá firme hasta que se completen las 8 aplicaciones. «Todo esto se debió evitar. Lo correcto hubiese sido acceder en noviembre a cubrir la medicación, cuando se hizo el pedido en la obra social. En vez de eso, se obligó a la madre a recurrir a la Justicia», analizó el abogado Kisser, según publica Entre Ríos Ahora.

El pedido

La causa está caratulada «Facttor Nancy Mercedes en representación de sus hijos menores c/Osecac Ley 19.686». Se tramita en el Juzgado Federal N° 2 de Paraná, y apunta, a través de un recurso de amparo, lograr que la obra social dé cobertura a un tratamiento indicado por la médica Lilia Edith Mesa.

En concreto, reclama que Osecac autorice «y se haga cargo en forma inmediata y sin ningún tipo de demora ni dilación, de la cobertura total (100%) de la medicación Sprinraza (solución para administración intratecal 12 mg/5ml día) Nusinersen (?) que debe suministrarle» a sus los dos hijos de la mujer que accionó con representación del abogado Álvaro Kisser.

Los niños, de 12 años, son gemelos, y fueron diagnosticados con atrofia muscular espinal Tipo II, y en función de mejorar su calidad de vida, la médica tratante, neuróloga y pediatra, «les prescribió el tratamiento con la droga Spinraza (Nusinersen), consistente en cuatro ampollas, indicando que debe iniciarse en forma inmediata a fin de evitar el avance de la atrofia ya que genera la pérdida de las unidades motoras».

En su escrito, la mujer explicó en la Justicia que la droga que pide «no está registrada en el país, y que no existen otra alternativa terapéutica y que si bien no se encuentra registrada» ante la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat), «ha sido probada para su comercialización» en Estados Unidos, Japón, Brasil y Suiza, entre otros países. Además, que la Anmat autorizó el ingreso de las dosis que requieren sus hijos.

Claro que durante la tramitación de la causa hubo un cambio en el sistema de comercialización del medicamento: ya no es necesario un permiso especial de Anmat para su venta en el país.

La mujer reclamó que la Osecac dé cobertura del 100% de la medicación reclamada, «debiendo tenerse en cuenta que luego del suministro del primer plan de tratamiento (0, 15, 30 y 60 días) se debe repetir el mismo cada 4 meses y por tiempo indeterminado, con lo cual esta parte interesa que al dictarse la sentencia se condene a la obra social a entrega d ela medicación NurinersenSpinraza» por cuatro aplicaciones «para cada uno de los hijos para iniciar la primera fase del tratamiento, y luego deberá garantizarse por parte de Osecac la continuidad del tratamiento suministrando las dosis necesarias con la periodicidad indicada por los médicos tratantes, y por tiempo indeterminado».

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!